top of page

DE DONDE VIENEN LOS LIDERES?


El liderazgo fiel y productivo viene del cielo, nuestro Dios está en control de su iglesia y sabe suplir sus necesidades económicas, espirituales y de liderazgo. El modelo lo vemos desde los tiempos de Moisés, cuando Dios tomando del espiritu que habia en Moisés y distribuyéndolo en los que iban a trabajar a su lado ;

(Numeros 11:16-17) Entonces Jehová dijo a Moisés: Reúneme setenta varones de los ancianos de Israel, que tú sabes que son ancianos del pueblo y sus principales; y tráelos a la puerta del tabernáculo de reunión, y esperen allí contigo.Y yo descenderé y hablaré allí contigo, y tomaré del espíritu que está en ti, y pondré en ellos; y llevarán contigo la carga del pueblo, y no la llevarás tú solo.

Lo mismo paso con los apóstoles y luego la iglesia .

(Hechos 1:8) pero recibiréis poder, cuando haya venido sobre vosotros el Espíritu Santo, y me seréis testigos en Jerusalén, en toda Judea, en Samaria, y hasta lo último de la tierra.
(Hechos 2:4) Y fueron todos llenos del Espíritu Santo, y comenzaron a hablar en otras lenguas, según el Espíritu les daba que hablasen.

Pero para que Dios levante un fiel y fructífero liderazgo necesitamos hacer lo siguiente


HAY QUE ORAR



Es necesario pedirlo a nuestro Dios en Oracion por nuevos obreros y lideres, Jesús lo hizo y también mando que lo pidiéramos .

(Lucas 6:12-13) En aquellos días él fue al monte a orar, y pasó la noche orando a Dios. Y cuando era de día, llamó a sus discípulos, y escogió a doce de ellos, a los cuales también llamó apóstoles:
(Mateo 9:37-38) Entonces dijo a sus discípulos: A la verdad la mies es mucha, mas los obreros pocos. Rogad, pues, al Señor de la mies, que envíe obreros a su mies.

No debemos dejar de orar hasta ver cumplida esa promesa de nuestro señor Jesucristo

HAY QUE ELEGIR

Debemos buscar y elegir conforme a la perspectiva de Dios, por muy interesante y prometedor que se vea una persona no debemos equivocarnos en la elección .

(Exodo 18:21) Además escoge tú de entre todo el pueblo varones de virtud, temerosos de Dios, varones de verdad, que aborrezcan la avaricia; y ponlos sobre el pueblo por jefes de millares, de centenas, de cincuenta y de diez.
(Hechos 6:3) Buscad, pues, hermanos, de entre vosotros a siete varones de buen testimonio, llenos del Espíritu Santo y de sabiduría, a quienes encarguemos de este trabajo.

HAY QUE INSTRUIR

El señor siempre da entendimiento por medio de su palabra y su Espiritu sobre las tareas que tenemos que hacer en su obra, antes de leer otro libro, debemos haber leído el libro de libros sobre el liderazgo de nuestro Dios la biblia la palabra de Dios, en ella hay abundancia de instrucción sobre el liderazgo para la iglesia de estos tiempos, la iglesia del primer siglo fundada por el poder del Espíritu Santo y la predicación de los apóstoles ha quedado como modelo para todos los tiempos, su fe, su doctrina, su espiritu de sacrificio y trabajo y metodología, han quedado como ese legado sagrado escrito con sufrimiento y muerte para todos nosotros .

(Hebreos 11:13) Conforme a la fe murieron todos estos sin haber recibido lo prometido, sino mirándolo de lejos, y creyéndolo, y saludándolo, y confesando que eran extranjeros y peregrinos sobre la tierra.


HAY QUE FORMAR


Nuestro ejemplo es el que moldeara la vida de todos los nuevos obreros, ese no falla, es la única opción que tenemos. No se trata de atar cargas que nosotros no podemos llevar, no se trata de decir hagan sino hagamos, este tipo de liderazgo contagia y atrapa a cualquiera que llega a nuestras iglesias, una atmosfera de sacrificio, dadivoso, de trabajo, de Oracion, amante de la palabra, de verdadera manifestación del Espiritu y de unidad formaran aquellos lideres que impactaran la ciudad donde estamos proclamando este exclusivo evangelio .

(Filipenses 1:14) Y la mayoría de los hermanos, cobrando ánimo en el Señor con mis prisiones, se atreven mucho más a hablar la palabra sin temor.
(Hechos 2:44-47) Todos los que habían creído estaban juntos, y tenían en común todas las cosas; y vendían sus propiedades y sus bienes, y lo repartían a todos según la necesidad de cada uno. Y perseverando unánimes cada día en el templo, y partiendo el pan en las casas, comían juntos con alegría y sencillez de corazón, alabando a Dios, y teniendo favor con todo el pueblo. Y el Señor añadía cada día a la iglesia los que habían de ser salvos.
0 comentarios

コメント


bottom of page